La Política, el futuro y la sostenibilidad social, económica y ambiental: Rubí brilla

Por Carme García Lores, alcaldesa de Rubí y ponente de Municipios en Transición.

INTRODUCCION: marco conceptual

PROBLEMAS DEL PRESENTE Y FUTURO DE LA HUMANIDAD.

Los dos principales problemas del presente que, además, condicionan el futuro de las sociedades son: La creciente desigualdad social y el cambio climático. Problemas que se dan en el ámbito mundial y que se viven, se sufren, en el ámbito local.

NECESITAMOS UNA NUEVA TEORÍA DEL TIEMPO SOCIAL.

Si hablamos de los conceptos históricos, sociales y filosóficos que han marcado y marcan, todavía, los fundamentos de nuestras sociedades humanas, encontramos varias ideas básicas:

Desde el Siglo XIX, el concepto de evolución social y crecimiento ilimitado han marcado los horizontes vitales, sociales y políticos de la mayoría de las sociedades.

Fruto del anterior concepto y de la extensión de una mentalidad social ferozmente individualista, vivimos y tomamos decisiones personales y colectivas, pensando sólo en nuestro presente, sin tener en cuenta a las generaciones futuras.

Como dice Daniel Innerarity: “Somos okupas del futuro”

“Para cambiar estos paradigmas Necesitamos una nueva teoría del tiempo social.

Necesitamos establecer un pacto, unas reglas mínimas sobre cómo se relaciona nuestra sociedad actual con la sociedad del futuro, si queremos que haya futuro para la humanidad y para el planeta. Tenemos que crear una teoría social que se fije especialmente en qué hacemos con el futuro, como se anticipa, como se decide y configura, todo ello para renovar y repensar el modo de entender y llevar a cabo la acción política.

No podemos dejarnos arrastrar por el presentismo y que la política se limite a gestionar sólo lo inmediato, atrapados muchas veces por los plazos electorales.

UN NUEVO CONTRATO SOCIAL: EL PACTO INTERGENERACIONAL O ÉTICA DEL FUTURO.

El  desafío de la política democrática es estructurar nuestro tiempo, social y político en la era de la globalización. Debemos establecer la mediación entre la herencia del pasado, las prioridades del presente y los desafíos del futuro.

Para ello debemos articular una Pacto intergeneracional: un nuevo contrato social comprometido con el futuro humano y del planeta

Por tanto, hay que promover un nuevo modelo de contrato social donde prime el futuro humano y del planeta. Un pacto intergeneracional, con la ética de la transmisión. Porque existe un bien común transgeneracional y universal que plantea límites a las políticas presentistas.

Y para rectificar estos efectos segundarios de la globalización física y temporal, el futuro debe ganar peso político y ser el elemento fundamental en la agenda de las sociedades democráticas.

LA SOSTENIBILIDAD SOCIAL Y ECOLÓGICA VÉRTICE DE LAS POLÍTICAS DEMOCRÁTICAS COMPROMETIDAS CON LA NUEVA ÉTICA DEL FUTURO.  

La política se desarrollaba en un espacio físico y temporal con cosas concretas. Se encargaba de cosas que podían medirse: recursos, territorio, gente, instituciones, presupuestos… Pero hoy, con la globalización física y temporal, hay temas que van más allá del dónde y del ahora y que nos afectan como especie, ahora y en el futuro: como el cambio climático, los riesgos financieros, los nucleares, la información y comunicación…

Por razones filosóficas y morales, la nueva ética del futuro ha de asegurar el futuro del planeta y de la humanidad, sustentada en políticas democráticas que tenga la sostenibilidad social y ecológica como eje de su actuación

Una socialdemocracia puesta al día con los elementos comentados, de pacto intergeneracional y sostenibilidad social y ecológica, que preserve la esencia del estado del bienestar europeo, los derechos humanos y extienda, lo que ahora llamamos, el bien común a todo el planeta.

LA LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO: MÁXIMA PRIORIDAD DE LAS POLÍTICAS DE SOSTENIBILIDAD SOCIAL Y ECOLÓGICA.

Con los datos disponibles si hay una urgencia política, social, económica y ética del nuevo pacto intergeneracional es la lucha por aminorar y frenar el cambio climático.

Las políticas y actuaciones contra el cambio climático condicionarán, en muy buena medida, las políticas democráticas de sostenibilidad social y ecológicas del presente, y (siendo optimista) al menos del futuro más próximo.

LAS CIUDADES SERÁN LAS PROTAGONISTAS DE LAS NUEVAS POLÍTICAS DE SOSTENIBILIDAD Y LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO.

Los dos cambios de paradigmas en las sociedades democráticas, el Pacto Intergeneracional y las nuevas políticas de sostenibilidad se iniciaran y se desarrollaran  desde las ciudades. Unas ciudades donde la fuerza ciudadana puede actuar con más eficacia y los gobiernos locales se pueden implicar con más facilidad en el desarrollo de nuevas políticas de sostenibilidad y lucha contra el cambio climático.

Estoy convencida de que los grandes cambios siempre son la suma de pequeñas acciones.

Por eso no hay fuerza más poderosa que las ideas, la ética y los valores que asuman los ciudadanos y ciudadanas de nuestros municipios a la hora de promover procesos y políticas democráticas. El empoderamiento ciudadano forzará a los gobiernos democráticos locales a emprender nuevas políticas sostenibles.

La suma de acciones locales, el contagio y el ejemplo de las diferentes poblaciones, las redes de ciudades actuando con objetivos de sostenibilidad, tiene más potencia que las declaraciones de intenciones de los gobiernos nacionales.

RUBÍ BRILLA: UN EJEMPLO DE POLÍTICAS DE SOSTENIBILIDAD Y LUCHA CONTRA EL CAMBIO CLIMÁTICO DESDE UN MUNICIPIO.

Razones del Rubí Brilla y su aumento de protagonismo político.

En este contexto de globalización físico y temporal y el avance cada vez más evidente y rápido del calentamiento global, el gobierno municipal de Rubí consideró que las políticas relacionadas con el medio ambiente, la eficiencia energética y las nuevas energías habían de tener un protagonismo superior al tenido hasta el momento.

Es más, por el contexto global de los últimos años, con crisis de todo tipo (económica, social, política, de valores, energética, climática, institucional…), añadido a cambios en las políticas municipales (menos recursos y competencias para los ayuntamientos, población empobrecida, crisis de la economía del tocho, desafección política, …) nos ha abocado a importantes cambios de paradigmas y prioridades políticas.

Y de esa evolución nació la clara necesidad de poner en el vértice de nuestras políticas a la sostenibilidad. Sostenibilidad de todo tipo, no sólo medioambiental, también social (planes anti crisis) y, a la vez de profundización democrática (consenso con partidos del Pleno, acuerdos con entidades ciudadanas, procesos de participación ciudadana, portal transparencia…).

Hemos intentado que dentro de nuestras políticas de sostenibilidad, las políticas medioambientales incidieran en todas las acciones del gobierno municipal y de la ciudad. Procuramos realizar nuestra labor para hacer de Rubí una ciudad más democrática y con valores y formas de vida social democrática.

Fases del Rubí Brilla.

Las políticas de sostenibilidad ambiental, que nosotros llamamos Rubí Brilla, han ido pasado por diferentes momentos que resumiremos en tres fases:

  • 1ª, 2008-2011: Incorporación de Rubí al Pacto de alcaldes por la sostenibilidad. Diagnóstico ambiental, elaboración (2008-2010) y aprobación (2010) del Plan Municipal de sostenibilidad ambiental  (PAES) y ejecución de las primeras acciones. El objetivo era reducción del 20% CO2 y 20% uso de energías renovables del 2008 al 2020 en los ámbitos de la administración local.
  • 2ª, 2011-2015: Desarrollo PAES. Inclusión de toda la ciudad, incluidas las zonas industriales (responsable del 40% emisiones CO2), en el PAES.  Nuevo objetivo: Convertir Rubí en un referente nacional e internacional en eficiencia energética industrial.
  • 3ª, 2012-… : Objetivo: Rubí Brilla se convierte un el proyecto global, que vertebra las políticas de sostenibilidad ambiental y condiciona muchas de las políticas sociales y económicas de la ciudad. La eficiencia energética y las nuevas energías, pasa a ser un eje de oportunidad para el desarrollo y mejora social y económica de toda la ciudad de Rubí.

Proyectos de Rubí Brilla en marcha

Rubí Brilla en el Ayuntamiento:

  1. Plan de eficiencia energética en las instalaciones municipales y espacio público: Ahorro CO2 y económico.
  2. Plan de mejoras y ahorro de los sistemas lumínicos de los equipamientos municipales y del espacio público.
  3. Contrato de suministro eléctrico del Ayuntamiento con 100% procedente de energías verdes. Y más económico. El primero de España. Si se extendiera este tipo de contrato seria un primer paso para la revolución energética en nuestro país.
  4. Energia per a tothom: Contra la pobreza energética (Servicios Sociales).
  5. Fotolinera: uso de energía solar y fomento del coche eléctrico en la administración local y por los ciudadanos.
  6. Coche y motos eléctricos en policía local y área mantenimiento y Rubí Brilla.
  7. Responsable energético: Supervisa todos los proyectos de obras y mantenimiento del Ayuntamiento. Miembro activo del equipo Rubí Brilla.
  8. Creación y uso de la red de fibra óptica municipal para uso municipal y de empresas de algunos polígonos industriales, sin servicio asequible a este equipamiento.
  9. Proyecto CIT y UE, experiencia de Rubí como modelo de eficiencia energética en Sant Cugat y Cerdanyola.
  10. Ayuntamiento experto: Proyecto UE en Catalunya, España y otros países UE y Marruecos.
  11. Can Serra, Torre Salduba, equipamiento de Sant Muç, edificios abastecidos con diferentes sistemas de energías renovables.

Proyectos industria: CECOT, empresas diversas…

  1. Grupo trabajo con empresas de Rubí para poner en común experiencias de éxito en temas de eficiencia energética, nuevas energías y sostenibilidad ambiental.
  2. Exportar modelo Rubí Brilla de ahorro energético. Ejemplo: empresa Continental (25 % rebaja, sin inversión y hecho por recursos propios).
  3. Colaboración UPC, Ayuntamiento y empresas en diversos proyectos.
  4. Mapa energético (vuelo Instituto Cartográfico de Catalunya) de toda las naves industriales de los polígonos de Rubí.
  5. Estudio del Cartográfico sobre la capacidad de los tejados de las naves industriales para energía solar. Imprescindible en una posible línea del fomento del autoconsumo.
  6. Aprovechar fibra óptica municipal en dos polígonos industriales.
  7. Medidas fiscales de fomento de energías renovables: IAE, impuestos construcciones…
  8. Colaboración empresas Rubí y emprendedores para hacer proyectos e inversiones conjuntas.

Proyecto comercio: Proyecto europeo. Análisis y medidas para fomentar la sostenibilidad de los comercios (energía, residuos) y ayudarlos a ahorra en la factura energética. Incluye etiquetas de información ciudadana sobre las acciones del comercio en energía y residuos.

Escuelas: Proyecto 50/50: baja el consumo y ahorro en las facturas, además de educar y concienciar a los profesores y a los niños.

Energia per a tothom: Lucha contra la pobreza energética. Con Servicios Sociales y estudiantes UPC.

Comunitat Rubí Brilla: Fomento del ahorro energético entre la ciudadanía y elaboración de un mapa energético de la ciudad.

Algunas características del modelo Rubí Brilla.

CONCLUSIONES.

PROPUESTA DE MEDIDAS MUNICIPALES PARA UNA POLÍTICA DE SOSTENIBILIDAD

  1. Elaboración de un Plan Municipal de Sostenibilidad
  2. Plan ejecutivo de ahorro municipal con medidas de eficiencia energética y energías renovables.
  3. Contratación verde
    1. Contratación de la energía eléctrica municipal 100% de procedencia de energías renovables.
    2. Contratación pública que contenga cláusulas donde se valoren los elementos que fomenten la economía sostenible (Ejemplos: uso de energías limpias, uso de detergentes no contaminantes, alimentos de kilómetro cero, producción con mano de obra nacional, empresas de economía social…)
  4. Fomento del autoconsumo energético en el Ayuntamiento y en el resto de la ciudad
    1. Construcción de fotolineras para abastecer vehículos eléctricos y producir energía para el consumo de los edificios municipales.
    2. Red de fotolineras municipales para lo anterior y para producir energía para la ciudadanía (fomento de vehículos eléctricos privados para promover la movilidad sostenible).
    3. Construcción de infraestructuras de energía solar aprovechando los techos de los equipamientos públicos. Fomentarlo con la ayuda del sector privado, entre sectores productivos y la ciudadanía.
    4. Edificios públicos para equipamientos de proximidad con consumos casi cero y accesibles a las familias (dentro de políticas contra la pobreza energética).
  5. Crear una asociación por la sostenibilidad

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *