Precintamos el Ayuntamiento

El mal uso que del mismo ha venido realizando durante cuatro años el equipo de gobierno de Barroso, con el apoyo de Mosquera y Peinado, motiva esta acción simbólica.

En la mañana del miércoles, dieciocho de mayo, varios miembros del partido, encabezados por nuestro candidato a la alcaldía, Iván Canca, precintamos simbólicamente el histórico edificio de la Plaza Jesús.

Según nuestro candidato “este simbólico precintado del emblemático edificio municipal está más que justificado por la nefasta gestión realizada en el Ayuntamiento durante buena parte de la legislatura y por la práctica desaparición del equipo de gobierno, con Barroso a la cabeza, en la última etapa de la misma.”

Los Verdes de Puerto Real vemos imposible describir en un solo comunicado el desastre que ha supuesto la gestión municipal en esta legislatura. Una legislatura caracterizada por una calamitosa gestión económica, de un equipo de gobierno acostumbrado a despilfarrar y que no ha sabido reaccionar ante los tiempos de crisis. Gestión de la que Los Verdes nunca hemos sido cómplices, pero para la que desgraciadamente el equipo de Barroso siempre ha encontrado aliados para sacar adelante. Así, tenemos la aprobación de los Presupuestos Generales del Ayuntamiento. En la primera parte de la legislatura, Barroso tuvo el apoyo del PSOE (2009) y del PA (2008 y 2009) para sacar adelante unos presupuestos siempre inflados en el apartado de ingresos, lo que aumentaba la deuda municipal. Y en la segunda parte, tras el pacto, ha sido el PSOE quien ha acompañado la nefasta gestión económica de IU, ya con los andalucistas haciendo oposición en clave electoral.

Esta ha sido además una legislatura de políticas urbanísticas obsoletas, con la aprobación por los tres partidos mayoritarios (IU, PSOE y PA) de un Plan General de Ordenación Urbana basado en el ladrillo, que consolida a Puerto Real como ciudad dormitorio y que no apuesta de forma decidida por el empleo y la vivienda protegida. Una legislatura de opacidad y falta de transparencia, donde no se ha escuchado a la oposición ni a la ciudadanía.

Cuatro años de política municipal caracterizados también por obras paralizadas y por la generalización de las chapuzas, y no sólo en lo referente al soterramiento (vergonzoso), sino también a otras obras como el Pabellón de Ciudad Jardín, la Casa de las Columnas, las Casas Baratas, el desastre de las obras de la Universidad Popular, la Plaza de Los Descalzos…y un largo etcétera.

Se trata además de una etapa en la que ha continuado la política del enchufismo y del amiguismo en la contratación de personal y de obras menores. Una legislatura de pérdida de patrimonio municipal y de privatización de servicios, como el caso de las piscinas municipales, y en la que las empresas públicas se han gestionado como cortijos. Una legislatura en la que no se ha apostado por nuestro patrimonio natural y cultural. Más bien al contrario, se sigue destruyendo como el caso de la Estación o la ingente cantidad de árboles que se han talado (Avda. Constitución, pinos centenarios de Apresa21, Circunvalación, Río San Pedro…) o perdido, por la nefasta gestión del responsable político del área de medio ambiente (palmeras).

Se podrían añadir muchos más asuntos, pero en definitiva estamos a punto de cerrar una legislatura en la que Puerto Real ha retrocedido en todos los terrenos y que hace más que justificado este simbólico precintado del Ayuntamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *